¿Como matar el comején?

En nuestros hogares descubrimos que el comején se está comiendo la madera cuando vemos al lado de los marcos de puertas y ventanas, o bien junto a las patas de camas, sillas o mesas, puñitos de boronitas amarillas. ¡Ojo porque esa plaga todo lo destruye y si se descuida llega a deteriorar la casa!

Otra forma de detectarlo es cuando a las piezas antes mencionadas se les notan perforaciones, es decir huequitos. A esos insectos les encanta la madera dulce como el pino, botarrama, ciprés, ceiba, balsa y jaúl. No les agradan las amargas como cenízaro, cedro amargo, guanacaste y otros.

El artesano Luis Rojas tiene muchos años de trabajar con maderas y explicó que el comején se reproduce en los panales y charrales, cuando percibe el olor a madera corre para atacarla, en especial la seca, que es la más apetecida.

Si logra introducirse en las casas devora el material rápidamente, sin que el dueño se dé cuenta; al final solo encontrará el esqueleto de la pared, el sillón o el trastero.

Cuando observe las primeras señales lo mejor es que le siga la pista para combatirlo o simplemente elimine la pieza afectada para que no contagie el resto de la estructura.

TRUCOS PARA ATACARLO

No permita que el comején haga de las suyas en su hogar, para eso existen algunas formas de combatirlo, como por ejemplo:

Cuando observe huecos en algunas piezas tome una bolsita de ácido bórico y rocíe sobre los huequitos.

Tome una brocha, sumérjala en un tarro de aceite quemado y pásela por el área dañada.

Eche diésel en un atomizador y rocíe la madera donde está atacando el comején.

Esa plaga también se puede eliminar de las viviendas con canfín al usar una brocha o un limpión humedecido.

Para espantarla limpie la casa con aguas de plantas medicinales fuertes como madero negro, hombre grande y llantén porque no les gusta lo amargo.

También puede rociarle cloro a la madera.
Comparte en Google Plus
    Comenta con Blogger
    Comenta con Facebook

0 comentarios :

Publicar un comentario